«Una buena decisión se basa en el conocimiento y no en los números» (Platón)